Inicio > 1. India > 21 horas de bus: destino Tawang

21 horas de bus: destino Tawang

21 horas. Se dice pronto, pero hay que sufrirlas para entender lo que significan 21 horas sentado en un bus público para recorrer la friolera distancia de 350km!!!!

¿Por qué se tarda tantísimo en recorrer tan corta distancia? Pues porque me he adentrado hasta el corazón de los himalayas, porque este autobús me lleva desde Tezpur, una ciudad en Assam hasta Tawang, un pequeño pueblo que hace frontera con Tibet y Bhután. Mañana más sobre Tawang.


Pero lo que hoy muestro son los detalles del viaje en bus. Como saliendo a las 11 de la mañana se pueden tardar 21 horas en recorrer apenas 300km!

Y es que no es un recorrido sencillo, una vez pasada la frontera de Arunachal Pradesh, región a la que sólo se puede acceder con un permiso especial que me ha costado horrores y dinero conseguir (incluso los indios necesitan este permiso, nadie puede entrar sin él), empiezan los Himalayas. Primero bosques que se convierten poco a poco en selva tropical, después una niebla intensa ha impedido ver como sigue el paisaje.

Pero al amanecer, a las 4:45, nos acercábamos al paso Sella, a mas de 4100m de altitud, y no se a cuantos grados bajo cero el aire que se colaba por las ventanas que no cerraban del todo. Y justo en el momento de hacer cima con el bus, que le ha costado lo suyo, sale el sol. Un amanecer a 4100m. Se nota la ausencia de oxígeno, salir del bus para hacer la foto que veis me deja asfixiado, pero la altitud, la pureza del aire y el despertar en ese lugar tras horas y horas de traqueteo intenso es una pasada.

Una vez pasado el paso de Sella, se ve Tawang a lo lejos, parece que está cerca pero tardamos 4 horas más en llegar.

La paliza ha merecido la pena, no sólo por el paso de Sella, no sólo por la experiencia del bus eterno, mañana sabréis porque he querido venir hasta este lugar en medio de la nada!

Anuncios
Categorías:1. India
  1. Marta
    16/06/2010 en 10:30

    javi!! una foto del bus por dentro??? pq espero q tenga asientos reclinables y calefactados por lo menos, pq 21 horas de viaje?!!!! q horror! y yo q me pongo de mala leche cuando llevo 4 horitas (un madrid valencia tipico) y voy en mi coche repanchingada!! jajajaja!! UN BESAZO!!! =)

  2. Wenceslao Colom
    16/06/2010 en 12:07

    Que sepas que sigo todas tus aventuras y hoy me gustaría comentar una de las fotos a pié de autobús a Tawang. Ambas sonrisas la de Javi, por todos conocida y la de una vestida con sudadera rosa, que no sabemos quién es, (creo que no ha sido presentada), pero lo que no cabe duda es que ambas sonrisas no denotan 21 horas de viaje, de cansancio o de sufrimiento. En las paradas no vemos a nadie, ni al conductor, es que no tienen clientes?, fué un viaje de tres?
    Las sonrrisas son debidas a que habeis llegado? Que el conductor ponia caras mientras os hacia la foto? es que falta la foto del fumando el pitillo de despues?Es por el sindrome de altura, falta de oxigeno que produce alucinaciones? tus nos dirás, ya que nos cuentas una historia que nada tiene que ver con las fotos que la acompañan.

  3. 16/06/2010 en 13:03

    pues me trasnportaste hasta alli..sigo enviando buena luz..y energía.! abrazooo

  4. 16/06/2010 en 16:57

    mmm… casi te hubiera compensado más ir andando!!! jaja

    Si has ido hasta allí, “a ese lugar en medio de la nada” será porque esa nada oculta algo… o te interesa la nada en sí misma…

    Cuando respiramos en un ambiente en el que se percibe la falta de oxígeno, tenemos que hacer un mayor esfuerzo para respirar… es como si el propio aire nos recordara la importancia de un acto tan inconsciente y tan esencial para nuestra supervivencia. Respiramos y no nos damos cuenta. Sentimos y no nos damos cuenta. Vivimos y no nos damos cuenta…

    Tengo cueriosidad por saber qué es lo que hay en ese paraje. Aunque si, al final, resulta que no hay “nada”, esa “nada” no será, en absoluto, desestimable.

    Un beso,

    Ire

  5. javixas
    17/06/2010 en 2:48

    Bueno vuelvo a los comentarios tras un mes desaparecido y que quede claro que he leido todos y hasta el último de ellos sólo que por razones técnicas no he podido acceder al blog. Así que ahora que ya estoy de vuelta toca contestar cada comentario como es debido!

    Marta- Asientos calefactados y reclinables… jejejejeje pero tu has visto las fotos! Una buena tabla de madrea por asiento y el reposacabezas apenas llega a media espalda, despues de este y otros cuantos trayectos de autobus, nada es demasiado largo (este no ha sido para nada el peor).

    Wenceslao – Aqui mi amiga es Phejin, mi amiga de la tribu, que se vino conmigo unas semanas por Arunachal, y la verdad es que fue genial. Si, las fotos son de la llegada, bueno a 4 horas de la llegada pero se veia en el horizonte nuestro destino. De ahi la cara de felicidad.

    Laaventuradevivir – Cuanto me alegro, sobretodo de que lo vivas sin sufrirlo!

    Irene – Grande! Sin palabras! Con aire!

  6. 17/06/2010 en 6:06

    Hola!

    Conoci tu blog por Miguel A SAlto de MAta.
    Y me encanta!!

    Compartimos esto de viajar sin rumbo determinado.

    Un fuerte abrazo y buen viaje desde “El Viaje de mi vida”.

    Jorge

    http://blogs.lavozdegalicia.es/jorgesierra/

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: